Cataluña y sus lindezas

>> viernes, 1 de agosto de 2008

Me da tanto respeto, miedo y náuseas a la vez esta campaña u opinión del concejal electo de ICV, que no sabría si calificarla de inoportuna o de imbecilidad suprema.
Cuando Don Pascual gano las elecciones en Cataluña, y pudo formar Gobierno con la ayuda de ER e ICV, todos los progresistas y demócratas, sentimos un gran alivio y un profunda alegría, de ver como se podía desbancar a una CIU hasta ahora intocable, y vimos que si se pudo hacer en Cataluña, que tarde o temprano se podría hacer también en Euskadi.
A Pascual en las elecciones del 99 le usurparón con un acuerdo CIU-PP, la posibilidad de hacerse con el sillón de la Generalitat, pero dijo una frase que se me ha quedado grabada, una de esas frases que jamas olvidare, un frase con altura, una frase que resume todo, y que por eso, solo por esa frase, Pascual se merecía ese sillón en la Plaza Sant Jaume. "Hemos sabido ganar, sabremos gobernar".
En aquel Octubre del 99, todos vimos la posibilidad real de poder descabalgar a los nacionalistas de los distintos sillones presidenciales, aquellas elecciones tubieron para mi un sabor muy dulce, aun cuando no se pudo gobernar.
Todo llagaría en Octubre de 2003, Pascual a gobernar, los socialistas recuperábamos para la democracia de España la quizás comunidad mas importante de todas tras la mítica Madrid, los socialistas vimos en Cataluña, el puntapie a la derecha en sus partes mas nobles, tras el robo de la CAM con los Tamayo y compañía.
La derecha se puso muy nerviosa y lanzo a todos sus cuervos contra Cataluña, veían en Barcelona la victoria de Zapatero en la Moncloa para el siguiente año, no lo pudieron asimilar, Galicia se les iba, Madrid lo tuvieron que robar, Andalucia ni la olieron, Extremadura era inalcanzable para ellos, Castilla La Mancha controlada por los Bono boys, y ahora Cataluña.
Con todos los cuervos en Barcelona, la izquierda se relajo y lo dio todo por ganado. Algunas veces tuvimos que mirar para otro lado y quitarle importancia a las tonterías de Carod Rovira y sus escarceos con ETA, tuvimos que defender un Pacto del Tinel constantemente bombardeado por la derecha mediatica de España, tuvimos que tragar con una reforma del Estatut, que le costo el puesto a Pascual, tuvimos que desayunar con la política de hechos consumados de Maragall.
Entonces en 2006 llego Montilla con su Entesa Nacional pel Progrés, que permitió con una Ezquerra y un PSC mas débiles con la colaboración de los eco-comunistas de ICV, formar nuevamente gobierno.
Esta vez ha sido todo distinto, es un gobierno aparentemente mas moderado y un pelin menos nacionalista, un gobierno, como no, insultado y desprestigiado por la derecha, con un Montilla que se ha hecho respetar tanto dentro como fuera de Cataluña.
Por eso mismo, por que Montilla es una persona respetable, no puede consentir que se produzcan errores del pasado, y tiene que cortar de raiz, todas estas macrochorradas, que no solo debilitan a su Gobierno sino que por desgracia salpican al resto de socialistas de España.
Montilla no puede permitir tener un socio de Gobierno, que cabe la fosa política del PSC y del PSOE, Montilla tiene que pegar un puñetazo encima de la mesa enseñando los dientes y demostrar que no puede ni va permitir tan vil y sucio insulto.
Montilla tiene que pedir la cabeza de Lluís Suñé al consejero Joan Saura, de no darle la cabeza, creo sinceramente que Montilla tiene que hechar del Gobierno a ICV, convocar nuevas elecciones y que el electorado Catalan determine el futuro político de ambas formaciones.
Montilla no puede permitir socios de gobierno que le pongan zancadillas en vez de alfombras rojas, Montilla no puede permitir que aumente y fomente el odio hacia Cataluña, Montilla en definitiva no puede permitir que se de carnaza y argumentos políticos a la derecha de España.
Mejor en la oposición que llevar malos compañeros de viaje.

0 comentarios:

  © Blogger templates Palm by Ourblogtemplates.com 2008

Back to TOP